Familia y Trinidad

Familia y Trinidad

En el artículo de José Mª Blanquet, S.F. (Congregación de Hijos de la Sagrada Familia) “La Sagrada Familia, Icono de la Trinidad” publicado en el nº 765 de Cristiandad en marzo de 1995 se dice: “Puede establecerse un fuerte paralelismo entre la Trinidad y la Sagrada Familia: el Padre Eterno tiene su imagen en San José, el Hijo es Él mismo, Jesús, y el Espíritu Santo, vínculo de amor fecundo, en María”.

Sin embargo, San Agustín, en el capítulo V del libro XII de su tratado sobre la Santísima Trinidad, se pregunta si es la familia imagen de la Trinidad, y trata esta hipótesis de errónea opinión diciendo: “estas afirmaciones son tan absurdas y falsas, que su refutación resulta empresa baladí, no digamos nada de la absurda posibilidad de ser el Espíritu Santo madre del Hijo de Dios y esposa del Padre”.

Voy a exponer unas ideas que pueden dar luz sobre esta aporía.

Importancia del tema


• Hasta los más sabios tienen un lío mental relativista, feminista, escepticista, agnóstico... Ya no se les puede decir más que "el que tenga oídos para oír, que oiga"; pero, claro, esto es también apocalíptico, y ahora casi nadie traga el Apocalipsis.
• La Familia Trinitaria consiste en el Padre y el Hijo que se aman con Espíritu Santo. Lo difícil es encontrar el espíritu de las cosas naturales porque “sopla sin que se le vea”.
• San Juan Bautista, el profeta que clama en el desierto de Judea, Elías y Enoc antes del retorno del Mesías, predicarán precisamente “la conversión de los corazones de los padres a los hijos y de los hijos a los padres”. Dice el profeta Malaquías:
4:5 He aquí, yo os envío el profeta Elías, antes que venga el día de Jehová, grande y terrible.
4:6 El hará volver el corazón de los padres hacia los hijos, y el corazón de los hijos hacia los padres, no sea que yo venga y hiera la tierra con maldición.

y así acaba el Antiguo Testamento.
• Hoy estos piadosos amores se combaten con el aborto y la eutanasia.
• La piedad es el principal motor, de entre los dones del Espíritu Santo
• María es Reina de Cielos y Tierra, pero nadie predica la toma de posesión de la Tierra por la Mujer vestida de sol, y eso que es "un misterio grande": Cristo y la Reina, también de la Tierra.
• A esta toma de posesión se le opone nada menos que el Dragón Rojo del Apocalipsis, que con toda su descendencia lucha contra la descendencia de Ella, los Hijos de Dios que lo son tambien de Ella.
• La Mujer Vestida de Sol es María, la Iglesia, Israel, las almas, las comunidades, las familias.
• Son unos tiempos que, si no se abreviaran, nadie se salvaría.
• Se abreviarán por la Parusía de Nuestro Señor Jesucristo.

Amor de los padres a los hijos


• Tendencia de la madera a la nave. (Anhelo del ser por parte de la materia antes de tenerlo): “La naturaleza no es otra cosa que el concepto de cierto arte, a saber, el divino, introducido en las cosas, por el que las mismas cosas se mueven al fin determinado. Esto es como si el artesano fabricante de naves pudiera conferir a la madera que se moviera ella misma a adquirir la forma de la nave”. Aristóteles, (Phys II lect. 14)
• Esta tendencia es el amor de los padres a los hijos en su forma más primaria.
• El amor de los padres a los hijos va desde la tensión de la materia hacia la forma, desde el apetito generativo, hasta querer una familia, una tribu, un pueblo, una dinastía, una nación, una lengua.
• Traición: “los padres matan a sus hijos”. Aborto.

Amor de los hijos a los padres


• Es la energía potencial, que se “computa” como un mínimo en el contexto de unas especificaciones que vienen determinadas por la forma. La naturaleza busca estos mínimos, y esto demuestra una tensión de la forma a conservar la materia en perfecta disposición para la perfecta posesión y operación de su ser.
• Aquí iría bien un texto en el que se viera que la forma es la que hace por la conservación del ser. Había algo de Santo Tomás de que los seres resisten igual por no perder el ser que la unidad.
• Se ve mejor en el instinto de conservación de los animales.
• El amor de los hijos a los padres va desde el hambre de mamar la leche hasta el defender la herencia y la tradición.
• El hijo alcanza el crecimiento hasta su forma natural alimentándose con hambre. Idem: crecimiento de un cristal, de un animal, educación viene de “educere” (sacar fuera)
• La semejanza, la obediencia engendra el amor.
• “Mirad la roca do fuisteis excavados” (Isaías) es amar la tradición La tradición es la imitación de los padres.
• El hambre de la leche materna es la forma sensitiva del amor a la tradición. Aquí se enlaza el tema con la Eucaristía que nos hace hijos físicos de Dios.
• Hay relación entre la Piedad y la infancia espiritual de Santa Teresita.
• Traición: “los hijos matarán a sus padres”. Eutanasia.


Al entender que, en las cosas materiales, es la materia la que corresponde al Padre en las cuestiones referentes a los vestigios de semejanza con la Santísima Trinidad, se ve que padre-madre son una sola cosa. (Esto es lo que entendí mirando los buses de un microprocesador. Entendí que en las cosas materiales, la materia, la mater, la madre, hace el papel del Padre en las cuestiones de los vestigios de semejanza con la Santísima Trinidad que hay en todas las cosas). Hoy esto se combate con el divorcio. Divorcio, aborto, y eutanasia combaten revolucionariamente la semejanza de la naturaleza sociable del hombre con la Santísima Trinidad (aborto y eutanasia) y con la historia de la salvación (divorcio).

La pareja matrimonial no simboliza dos personas divinas. El matrimonio es misterio grande porque simboliza la unión y el amor de Cristo y la Iglesia, de Dios e Israel, de Dios y la creación.

La familia no es trinitaria porque tiene padre, madre, e hijos, sino porque se constituye por matrimonio (“padre - madre”, una sola cosa), “hijos”, y “amor” de padres a hijos y de hijos a padres.
Contra esto hoy se promueven divorcio, aborto, y eutanasia respectivamente.

En Dios también Padre - Madre se refiere a lo mismo.

Seno del Padre: Contra Gentes L 4 c XI Jn 1,18
Contra Gentes L.IV c.XI
"Cómo ha de entenderse la generación en Dios, y lo que se dice en la Escrituras sobre el Hijo de Dios"
“Lo que se atribuye separadamente al padre y a la madre en la generación carnal, atribúyenlo totalmente las Sagradas Escrituras al Padre en la generación del Verbo. Pues se dice que el Padre “da la vida al Hijo” (Jn 5,26) y “que lo concibe y da a luz”.
Salmo 109,3 "En mi seno te he engendrado antes que el lucero"
Concepción y parto se distingue en las criaturas pero no en Dios
Prov 8,24 "Antes que los abismos ya era concebida yo"
Prov 8,25 "Antes que los montes yo era dada a luz"
Contra gentes IV,2 cita Isaías 66,9: "¿Yo que hago parir, no pariré?"
La naturaleza puede simbolizarse con el número 4 porque en las cosas naturales el Padre se desdobla en padre y madre.

El amor de los esposos no es como el del Padre y el Hijo, es como el de Cristo y la Iglesia.
El que las mujeres no se quieran diferenciar de lo hombres es feo porque disimulan lo que Dios ha diferenciado y porque el esposo significa a Cristo y la esposa a la Iglesia.
Cristo es Dios, la Iglesia no. Por eso las mujeres no tiene que ser ordenadas.
La pareja no se parece a dos personas de la Santísima Trinidad. La pareja se parece a Cristo y a la Iglesia. A Dios e Israel. A Dios y la creación redimida.

Acentuando la diferencia entre hombre y mujer se facilita la comprensión y la vivencia del misterio de Cristo y de su Iglesia, del Cantar de los Cantares que, según Orígenes es el ápice de la Revelación.

Disimulando las diferencias se facilita el panteísmo porque no se distingue entre el Creador y las criaturas.

La mujer se asemeja al Padre cuando actúa en las cosas divinas. Es Iglesia - madre.

El hombre sólo se asemeja al Padre cuando actúa en las cosas humanas, que son infinitamente menos importantes.

La mujer conoció antes la resurrección de Cristo y la evangelizó antes.
El "amor" de Santa Teresita no lo tiene por ser mujer, sino por ser cristiana santa.
Cuando el alma del varón entra en la mística, es "Filotea" según San Francisco de Sales.

Ad intra:
En la Santísima Trinidad no hay esposa. La esposa es la Creación, Israel, la Iglesia y principalmente la Santísima Virgen María.
El hombre, socialmente, no se parece a la Santísima Trinidad por tener esposa, sino por tener hijos y padres, y amor entre generaciones.

Ad extra:
La relación de las criaturas con Dios no es relación real en Dios.
Dios no necesita de nosotros, somos nosotros los que necesitamos de Él.
Se parece más a Dios el que desposándose con Él, no lo hace con nada más.
No podemos desposarnos con algo sin que haya en nosotros una relación real con aquello que nos hace depender de ello. Por eso se "divide el corazón", cosa que a Dios no le pasa porque es infinito.
Pensar que en la Trinidad hay esposa puede ser tentación contra la excelencia de la virginidad y el celibato de los sacerdotes.
La virginidad es más perfecto estado que el matrimonio.
Son la esposa del Cordero. Son la realidad del símbolo que es el matrimonio.
Siguen al Cordero donde quiera que va (Apocalipsis).

Como en el matrimonio espiritual (pag 261 San Juan de la Cruz) nada hagan solos los esposos.
¡Cuándo Israel será la esposa del Amado!
ver lo de San Agustín en las meditaciones que quiere que Dios le ame en la Iglesia

catecismo de la Iglesia Católica
nº 1602 las SSEE empiezan por hombre y mujer y terminan con las Bodas del Cordero
nº 1624 El Espíritu Santo se recibe como comunión del amor de Cristo y de la Iglesia
nº 1634 la alianza de los esposos es como la alianza de Dios con los hombres

Eucaristía

La Eucaristía es alimento y el amor de los hijos por los padres empieza por el hambre del alimento, símbolo del amor a la tradición.

P. Armando Bandera O.S.D.:
"Nos justificamos por la profesión de la Fe por la palabra y los sacramentos".
No sólo unidad de ideas y de deseos sino también de cuerpo.
Nuestra filiación no es sólo por nacimiento sino también por alimento.
(Madre de leche, se llama a la nodriza).
Carne Palabra Sangre ("el alma está en la sangre")
"Lo que tocamos del Verbo de la Vida" (Hechos).
El toque de sustancias de San Juan de la Cruz es la memoria del presente de la propia creación y conservación. El místico percibe que es conservado en el ser por Dios.

La Virgen Madre Dios y Madre Nuestra

María como molde y como anhelo merece artículo aparte.
(Molde: Madre de la Iglesia)
(Anhelo: Madre medianera de todas las gracias con su omnipotencia suplicante)


He aquí la "esclava" del Señor.
"Hágase" en mí, según tu "Palabra".
Y el Verbo se hizo carne ex María Virgine.

La madre es molde y el molde protege del mal que es la destrucción de la forma.
(Ver prefacio del Dulce Nombre de María)
"Ayúdanos en nuestras necesidades (anhelo) y protégenos de los peligros (molde).
María contrapunto del Padre como molde y del Espíritu Santo (Don) como anhelo
En la bóveda de la iglesia de Sentmenat: Trinidad como la Pietá pero el Padre como recogiendo al Hijo muerto, no como María teniéndolo.

La contemplación de los misterios de nuestra religión con una filosofía sana, y la miseria humana en mente y voluntad, hacen ver que, por ser sobrehumanas las concepciones cristianas, son verdaderas. Todo esto no hay quien lo pueda inventar. Dios está por encima de todo lo que se pueda pensar, pero su luz, que se eleva sobre el miserable pensamiento humano, convence de su existencia.


Del encuentro de las famiias en Irlanda

Aquí en mi parroquia, el Sr. Rector predicó bien de la segunda lectura... En Dublin, en cambio, lo hicieron más fácil: suprimieron el versículo "esposas, estad sujetas a vuestros maridos". Nadie predica la toma de posesión de la Tierra por la Mujer vestida de sol, y eso que es "un misterio grande": Cristo y la Reina, también de la Tierra.


Consideralizaciones cosmológicas y psicológicas

La física avanzada habla de su tercera era en la que ya se distinguen materia, energía e información.

Todo se constituye como por un abrazo amoroso (energía) entre materia (materia) y forma (información). Un amor de padres a hijos y de hijos a padres. La piedad es la virtud motora. El único don del Espíritu Santo que es motor. Es por la falta de esos amores que ha de venir el profeta a predicar la conversión. Si falta esto es porque se ha enfriado la caridad de muchos.

El abrazo entre materia y forma

“Vemos en los cuerpos físicos que la inclinación que tienen al ser, no la tienen en virtud de algo añadido a su esencia, sino en virtud de la materia, que anhela el ser antes de tenerlo, y en virtud de la forma, que lo mantiene una vez que existen”. Suma Teológica I q59 a2 c.

Igualmente a nivel intelectual:
El conocimiento intelectual tiene como dos fases:

a) Como deseo y apetencia, el cual tiene carácter prospectivo, de anticipación.
Va en busca de lo que se ha de conocer (qui querit invenire vult IX 12 p.463)
El amor desea anticipar en la mente la realidad presentida o deseada.

b) La segunda función del amor consiste en "retener" el objeto conocido en la mente que conoce.

Por eso el amor es un abrazo entre la noticia (concepto, idea, palabra) y la mente (IX 8 13 p 455)
Por eso el verbo es una noticia abrazada por el amor "Verbum est cum amore notitia" (IX 10 15 p 458) San Agustín, De Trinitate IX 12 18 pp. 463-464 “Al parto de la mente precede una cierta apetencia, en virtud de la cual, al buscar y encontrar lo que conocer anhelamos, damos a luz un hijo, que es la noticia; y, por consiguiente, el deseo, causa de la concepción y nacimiento de la noticia, no se puede llamar con propiedad parto e hijo; el mismo deseo que impele vivamente a conocer se convierte en amor al objeto conocido y sostiene y abraza a su prole, es decir a su noticia, y lo une a su principio generador”.

Entender esto ayuda la meditación de que el Espíritu Santo procede del Padre y del Hijo

"Soy, conozco que soy, y amo ese ser y ese conocimiento". (San Agustín)
(Amo el conocimiento de mi ser desde mi ser y mi ser desde el conocimiento de mi ser)
(Hay como un nacimiento de mi mismo dentro de mi mismo)

Manuel María Domenech Izquierdo

Camino(s) ascendente(s):