Nostre Gran Amic és nat

De nit, l'estelada volta del desembre
acull el Sol esperat de temps antic.
Un nin roset et somriu dalt del pessebre,
ja tens tremolós de fred ton Gran Amic.

Mira com deu de ser de gran eixa grandesa,
que fins reis, prenent per guies les estrelles,
venint d'orient, proclamant l'avinentesa,
feriran a la supèrbia les orelles.

I és tan amic i amb tan gran amor t'abraça,
que fins i tot aquest pobre i vell pastor
s'atansa al rebrot del tronc de nostra raça,
i es commou d'adorar Déu tan petitó.
Barcelona, Reis de 1971
Manuel Ma Domenech Izquierdo

"Pienso en particular a santa Teresita de Lisieux, que como monja carmelita tomó el nombre de Teresa del Niño Jesús y del Santo Rostro. Ella —que es también doctora de la Iglesia— ha sabido vivir y dar testimonio de esa «infancia espiritual» que se asimila precisamente meditando, siguiendo la escuela de la Virgen María, la humildad de Dios que por nosotros se ha hecho pequeño. Esto es un gran misterio, ¡Dios es humilde! Nosotros, que somos orgullosos, llenos de vanidad, y nos creemos una gran cosa… ¡no somos nada! Él es grande, es humilde y se hace niño. ¡Esto es un verdadero misterio! Dios es humilde. ¡Esto es hermoso!".
(Papa Francisco, audiencia 30 de diciembre del 2015)


Camino(s) ascendente(s):